miércoles, 8 de julio de 2009

Lo que queda por hacer (discurso de YVxQQ de martes 30 de junio)

Somos una organización de jóvenes -en su mayoría mujeres- que surgió en febrero de este año para protestar contra el malestar del sistema político mexicano por medio de la anulación del voto, en específico, promovemos plasmar a lo largo y ancho de la boleta el nombre de un ídolo muerto.

El objetivo de esta organización ha sido y seguirá siendo, incluir a la juventud mexicana en el debate político para la construcción de propuestas que mejoren la situación social, educativa, política y económica del país. Nuestro llamado es para la sociedad mexicana, con el fin de construir ciudadanía informada, responsable, y activa que promueva las soluciones y obligue a la clase política a cumplir con el interés general y no más con sus intereses personales.

Consideramos que la construcción de propuestas debe surgir del debate entre ciudadanos, pero un debate que permita la inclusión de más personas, aún más allá de los promotores del voto nulo, es decir, el trabajo está en convocar y lograr que esta conciencia social permeé a más mexicanos, logrando entonces una verdadera construcción de ciudadanía.

Para Yo voto por quien quiera, el cambio va más allá de una reforma política, que sabemos han surgido como soluciones parciales a los errores que dejó la reforma anterior y por tanto, han resultado insuficientes. Tampoco vendrá de una nueva constitución, porque los vicios no provienen de lo que está plasmado sino en cómo se lleva a la práctica. El cambio menos vendrá de tan sólo abrir el ascenso al poder a más personas, si ello no asegura que quien llegue al cargo público, respetará los intereses de la población.

¿De dónde viene el cambio entonces? Nosotros consideramos que el cambio será consecuencia de una sociedad informada, de una sociedad que supere los canales de información que las empresas de comunicación nos imponen, de una sociedad que persiga el ideal de conformarse en una colectividad y que no quede ensimismada en los intereses de unos pocos. El cambio se dará cuando quienes estamos hoy aquí, nos demos cuenta que no representamos a toda la sociedad mexicana, cuando nos demos cuenta que el trabajo es provocar la conciencia en quien por simple apatía no votará el 5 de julio.

Nuestra propuesta es comprometernos a informarnos y educarnos entre ciudadanos. Crear y fortalecer grupos que incluyan desde aquellos afines a algún partido político, hasta a los abstencionistas tanto críticos como apáticos. El trabajo está en que salgamos a las calles a conocer a nuestros vecinos, a someternos a la contingencia del debate, a la pluralidad de ideas, a lograr que seamos cada vez más y más que quienes hoy nos hemos reunido en este espacio.

Desde el inicio, vimos en el 5 de julio el pretexto para conformar esta organización social que con base en información, sea capaz de crear mecanismos que permitan la exigencia de una verdadera rendición de cuentas a la clase política mexicana. Y hemos visto con entusiasmo el crecimiento de este gran movimiento, por eso les venimos a decir, que estamos de acuerdo con el discurso de Denisse Dresser, pero vemos la necesidad de poner atención en incrementar la cultura cívica del país, vemos la necesidad de que el diálogo sea apelando a la sociedad misma, y no sólo a la clase política, el trabajo es conjunto pero lo que importa es que este entusiasmo llegue a más mexicanos, que no nos convirtamos en una élite del voto nulo, esto puede ser de verdad, para toda la sociedad. Anulemos para construir ciudadanía, anulemos para mejorarnos como sociedad y entonces, a la clase política no le quedará más remedio que apelar a los intereses de la población, pero reforcemos la conciencia entre nosotros, extendémosla, hagámoslo entre todos.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

 

Blog Template by YummyLolly.com - Header Image by Vector Jungle